sábado, 23 de junio de 2012

BESTIARIO para fagot y esófago















el poeta
infin
itesi
(tmsis)
mal
(en tesis)
existe
y se mani
(aún)
fiesta
en esta
ani
(triste)
mal
especie
que le es
funesta


al
verse
perse
guido
bufa
lo   se
esconde
flor de arti
ficio
su lengu
a conde
corada
al extingu
irse


o
pará
sito
para
       lí
   ti
co
    se
equi
       (con
        dor)
  para
  (en
  vuelo)
libr
  (por la 
bris)
ista
  a la
    seca
lista
  a la
    seca
lista
    de

cebra
    em
     zoo


si
tiene
hambre
come
fama
como 
cama
león
come 
aire


al
muerzo
dulce
del
intes
tino
fino
al
gr
ueso


más 
bajo
que
el
basurero
que
huele
a
basura
mas
al
menos
tiene
olor
el
poeta
lagartija
en lo
oscuro
bicho
inodoro
y
solitario
en
su
labor
atorio
sin
sol
o
sal
ario


y
está
la
cate
goría
oficial
del 
vate
a
quien
como es justo
se esculpe
-asi se mate-
el augusto
busto


(1955)




Augusto de Campos



(Traducción de Gonzalo Aguilar)










Augusto de Campos. Poeta, ensayista y traductor brasileño. Natural de la ciudad de São Paulo (1931). Junto con su hermano Haroldo de Campos y Décio Pignatari formó el núcleo central del movimiento del concretismo. Partidario de la incorporación de las vanguardias y de las experimentaciones en la poesía. Ésta, como juego de palabras entrecortadas, admite varias lecturas: “sim/ o poeta/ infin/ tesi/ (tmese)/mal/ (em tese)/ existe/ e se mani/ (ainda)/ festa” (si/ el poeta/ infini/ tesi/ (tmece)/ mal/ (teóricamente)/ existe/ y se mani/ (todavía) fiesta). A pesar del concretismo, su poesía se caracteriza por el aspecto gráfico, es decir, la distribución espacial del poema. Sobre sus últimos trabajos la crítica ha resaltado la inclinación por la dimensión temporal, principalmente después del disco realizado con su hijo Cid, Poesía é risco (Poesía es riesgo, 1995). Entre sus obras destacan: O rei menos o reino (El rey menos el reino, 1951), Balanço da bossa (Cadencia de la bossa, 1968), Poesía (1979), À margem da margem (Al margen del margen, 1989) y O enigma Ernani Rosas (El enigma Ernani Rosas, 1996.