viernes, 9 de marzo de 2012

Fantasmas




Ajena


A veces vivís una vida ajena,
un minuto quizás
o diez años, que más da.

Sentís un escozor, un relámpago,
pero te sumergís igual.

Lentamente vas perdiendo peso,
de un modo tenue
te vas entregando
te vas pareciendo.

Hace falta un duro golpe,
la cercanía del abismo.

Cuando ya somos una fruta marchita
se nos da una oportunidad.

Hace mucho frío,
es la última oportunidad.




Muerte

Tan intensa la muerte
todo se aquieta religiosamente.
Es temprano para morir
me escucho decir.

Es el agua al cuello
estoy al borde
corro
levanto mis brazos
es la gloria
no solo es por vivir.

Tan cerca la muerte
y me descubro seco.

Tengo sed
y tiempo para sonreír.




Añoranza

Estuvimos juntos,
no me has visto.
Lo que sentís
es añoranza
de lo que no fue.




Fantasmas

Vos y yo sabíamos
o al menos deberíamos haberlo sabido
que aquel día
intercambiamos fantasmas.

Yo cumplí el sueño del territorio
y vos concretaste el objetivo del olvido.



Jorge Santkovsky (Bahía Blanca, Provincia de Buenos Aires, 1957)



Los poemas que publicamos pertenecen a su segundo libro "Revelaciones acerca de otras criaturas" (Huesos de Jibia, 2011), excepto el primero, "Ajena", que pertenece a "Revelaciones".