jueves, 31 de diciembre de 2015

AÑO VIEJO 1973


















Se terminó este año cabrón. Se fue a la cresta.
Se fue completamente a pique: capotó.
Con sus terrores y llantos y entierros a cuestas
y los cuatro jinetes del apocalipsis.

Ahora está sonando la sirena. Y ahora mismo
estallan los fuegos artificiales. Y ahora
comienzan los abrazos. «A año muerto
año puesto» me decías con una copa en la mano
corriéndote las lágrimas. «Que seas feliz».

Se terminó este año cabrón. Se fue a la cresta.





Óscar Hahn (Chile, Iquique, 1938)