miércoles, 10 de abril de 2013

CARTA D'UN MONDE PARALLÉLE



















ELLE


Elle partió ayer. Lo sé porque dejó tras de sí,
fragmentos de tiempo asimétricos y desordenados
que hoy no supe como volver a pegar.
Con los pedazos menos astillados
construyo pájaros con escamas en la cola
y piedras de utilería en los ojos.
Después, les abro las compuertas de los relojes
y los dejo que naden su nada
en el espacio.

Ahora mismo son las tres de la mañana, 
hay silencio de tumba y peso en el aire. 
Salto de la cama como un imán movido 
por irresistibles fuerzas extrañas 
y corro hacia el centro de la habitación.

Entonces giro, giro y giro, 
como un sufí alocado. 
Entonces río, río y río, 
sín motivo.

Monto una vigilia desesperada
de sonámbula entre paréntesis
y te espero, cual Endimión contemplando a Selene
como hacen todos los enamorados.

Espero allí, aún, sentada a la orilla del sueño 
a que llegue tu espejo de espuma 
y me bese sin besar.

La caricia invisible que me basta 
para reinventar el resto de tu cuerpo.

Condenada yo a volver a caer y olvidar 
el momento de ti recien(te) llegada. 
Condenada tú a volar y desconocer 
el lugar de mí(i) 
incipiente (mente) partida.

Y así paso sin pasar
la noche, a vela.
Entrañándote, re-vuelta al centro
de mis extrañas.
Remembrándonos en una metonimia imposible
que intenta decir/te-me-nos total.

"Voy a atar tu cuerpo a un árbol", 
me dijiste ayer antes de tu partida, 
"con el mismo cordón de plata que uso 
para atar tu cuerpo al mío".

Y habrás de aprender a volar almor
como piedra que la noche transmuta en pluma.
Y habrás de aprender a caer sin miedo
a retornar a tierra
corno hacen las hojas
en silencio.

Desde la Tierra
la Cruz del Sur, sólo se ve desde el sur
y Casiopea sólo sobre el horizonte norte.
Pero a donde vamos Almor,
no hay norte ni sur
sólo cielo".




Claudia Sbolci


Claudia Sbolci nació en 1973 en Córdoba, Argentina. Es estudiante de Letras, bioquímica y docente en la Universidad Nacional de Córdoba. Participó en el grupo de narradores orales “Venique te cuento” y del grupo de poesía experimental “Destino de Cajón” coordinado por Carlos Scocco. Poeta invitada en la plaqueta “Maquinita de poesía” editada por el grupo “Pan Comido”.