jueves, 25 de septiembre de 2014

EL COLLAR DE FIDEOS






















Yo
concebida por la luz solar
-me distrae un chimango que pasa-
veo la forma
del árbol
contra los cielos
al costado de mi casa
no es
ni de noche ni de día
pero es la tarde
y el viento
yo
soy el centro
de todo
lo que veo.



junto un ramo de flores secas
para mi madre
todos los colores
que la naturaleza puso en este momento
en este lugar
los agarro en una mano
otoño
hijas y madres
se dan ofrendas.



Un pájaro llama a mi puerta
con un canto
cuando se hace silencio
estoy sola
y no sé qué hacer
si abrirle o no.



Me hago un collar de fideos
un collar largo
que haga ruido
bajan los fideos
como gotas
por la lana
manguitos de fraile
también me hago una pulsera
con los fideos
y todos se enteran
cuando muevo las manos
si tuviera las uñas largas
me las pintaría de rojo 
y golpearía las mesas
las tazas
las cosas de vidrio
como una lluvia suave
un pétalo de malvón
sobre cada uña
y uno de margarita
pegado con saliva
en la mejilla
es una lágrima blanca
una tristeza de amor.



LAS COSAS

Siempre con las cosas
la ropa
los platos
los huevos duros
el agua de la canilla
los juguetes tirados
lo caliente 
lo frío
lo suave
lo pesado
las cosas que entran 
en una mano
eso es lo que tengo

para armar un mundo.



Roberta Iannamico (Argentina, Bahía Blanca, Provincia de Bs.As., 1972)