jueves, 24 de agosto de 2017

LA CHICA DE ENFRENTE


























Familia tipo con perro

En la foto estamos papá, mamá, mi hermana,
el perro de la casa y yo.
Papá está serio, como siempre,
mamá está linda, como siempre,
mi hermana está asida al brazo de mamá,
el perro está absorto
y yo estoy más rígido que un soldado,
pendiente de la cámara.
Papá y mamá salieron de foco hace bastante,
mi hermana se jubiló,
al perro lo mató un tranvía
y yo, momentáneamente,
me aferro a esta foto que encontré entre otras,
plena de reminiscencias
y tan implacable como el tiempo.



Ejercicio práctico para niños en edad escolar con un corolario

Como se sabe, los minerales, los vegetales y los tejidos animales
tienen comportamientos diferentes.
Si tomamos, por ejemplo, un clavo, una papa y un trozo de carne
(no realizar con partes humanas la experiencia)
y los dejamos fuera de la heladera,
veremos que el clavo no se corrompe,
que la papa se corrompe mucho después que la carne,
que se corrompe rápidamente.
Corolario: el hombre, como se sabe, está hecho de carne;
en consecuencia, es lo más predispuesto a corromperse.



Los caminos de la vida

Buda transitó el Noble Camino,
Lao-Tsé eligió seguir el Sendero,
Cristo tomó la ruta del Calvario,
yo, menos proclive a dogmas y vía crucis,
ando y desando una calle periférica
cuya única verdad son los grafitis.  



La chica de enfrente

Es de noche y hace un calor insoportable.
Asomado a la puerta de mi casa,
escucho la Sonata para piano nº 1 en do mayor,
de Wolfgang Amadeus Mozart,
mientras la chica de enfrente
sale casi desnuda a la vereda
y pierdo el sentido de la música.




(de Un arte invisible,
Ed. Libros de la talita dorada,
2016, enviado por su autor)



César Cantoni   (La Plata, Argentina, 1951)




IMAGEN: Celeste Calo.

2 comentarios:

fernando delgado dijo...

el poeta César con su escritura precisa, justa me hace acordar a mi abuelo con su fragua forjando el hierro.

Muy buenos poemas

saludos y abrazo al amigo

Carlos Aprea dijo...

Muy buenos poemas de un poeta que sigue puliendo su herramienta para conseguir la mayor precisión con la máxima economía. Y no se duerme con los cantos de sirena de los adoradores del lenguaje puro.