viernes, 19 de febrero de 2010

Hay un día


Hay un día escondido en el futuro.

Se va acercando furtivamente
como un animal que se arrastra.
Pareciera un día sin fecha,
pero en algún calendario
debe estar fuertemente marcado.

Y aunque la triste homogeneidad del tiempo
hace que ningún día tenga nombre,
este día guarda en alguna de sus horas
nuestro nombre acorralado.

Ignoramos si es mejor esperarlo
u olvidar que se acerca.
No sabemos si pensar que es un día
o quizá un antidía
donde la luz se arremolina en sombra.

Tal vez lo mejor sería imaginarlo
como un día escondido en el pasado.


Roberto Juarroz (Argentina, Dorrego, 1925- Buenos Aires, 1995)

No hay comentarios: