lunes, 25 de mayo de 2009

QUE SE QUEDE EL INFINITO SIN ESTRELLAS

A González-Esteva
Que se quede el infinito sin estrellas,
que la curva del tiempo se enderece
y pierda su fulgor, cuando se mece
un planeta en su abismo y en las huellas

del estallido primordial. Aquellas
noticias recibidas del comienzo
de las galaxias, del vacío inmenso
hoy son luz fósil. Paradojas bellas

que anuncian por venir lo transcurrido
y postulan pasado lo futuro.
Universo del pensamiento puro:

un espacio que fluye como un río
y un tiempo sin presente, opaco y frío.
El tiempo de la espera y el olvido.



Severo Sarduy (Cuba, Camagüey, 1937-Francia, París, 1993)



No hay comentarios: