jueves, 22 de enero de 2009

Lo que he querido conservar...












Lo que he querido es conservar las palabras de todo el mundo:
uno más entre los que pasan, luego: luego nadie (salvo
ese bastón de ciego que sondea el fondo de toda memoria)
para que cada cual diga soy yo, sí, soy yo quien habla—
pero con ese ligero desvío de la música
siempre solitaria y distraída que lo traspasa.




Jacques Réda

(Traducción de Enrique Moreno Castillo)


Ce que j'ai voulu c'est garder les mots de tout le monde;
Un passant parmi d'autres, puis: plus personne (sinon
Ce bâton d'aveugle qui sonde au fond toute mémoire)
Afin que chacun dise est-ce moi, oui, c'est moi qui parle -
Mais avec ce léger décalage de la musique
À jamais solitaire et distraite qui le traverse.




Jacques Réda. Poeta francés, nacido en Lunéville (Meurthe-et-Moselíe) en 1929. Escribió sus primeros poemas cuando cursaba el bachillerato en el colegio de jesuítas de Evreux, donde adquirió una sólida formación humanística. Después de realizar estudios de derecho, se instaló en París en 1953. Pronto publicó algunas breves colecciones, pero su primer libro importante, Amen, no aparece hasta 1968. Réda colabora a partir de entonces con poemas y artículos en diversas revistas y entra a formar parte del comité de lectura de la editorial Gallimard. Adicto fervoroso a la música de jazz, ha publicado multitud de crónicas y comentarios, luego reunidos en libro, en la revista Jazz Magazine. Durante varios años, Réda ha sido redactor jefe de la Nouvelle Revue française. Otros libros suyos son: La tourne (La vuelta), 1975, Châteaux des courants d'air (Castillos de las corrientes de aire), 1986, Le sens de la marche (El sentido de la marcha), 1990 y L'incorrigible (El incorregible), 1995.




No hay comentarios: